¡Vive el Vino! - El blog de eComprarVino

El Chardonnay es más versátil de lo que crees

5 Diciembre, 2016

El Chardonnay es más versátil de lo que crees

Los vinos elaborados a partir de uvas Chardonnay tienen mala reputación entre muchos amantes del vino, y creemos que esto es una injusticia terrible. Es cierto, hay algunos vinos Chardonnay muy malos por ahí, pero ni mucho menos todos son así. En lo que a nosotros respecta, el Chardonnay es un vino mal interpretado, e intentaremos abordar esto aquí.

Cualquier cosa menos Chardonnay

Quizá puedas conocer el acrónimo “ABC” por sus siglas en inglés (Anything But Chardonnay) – Todo Menos Chardonnay. No hay una explicación clara para este fenómeno, aunque se cree que puede ser debido a que mucha gente el primer Chardonnay que bebió fue alguno australiano con un montón de roble, y ésto es lo único que sacaban de estos vinos. Así es que fue el primer y último Chardonnay que probaron.

Afortunadamente, la Chardonnay es una uva increíblemente versátil. Vamos a explorar juntos los diferentes vinos de Chardonnay.

Diferentes estilos de Chardonnay

Chardonnay envejecido en roble de medio cuerpo

El penoso y exagerado “Aussie Chardonnay” que mencionamos anteriormente es un ejemplo de mala elaboración del vino y el uso de roble en un esfuerzo equivocado para compensar la falta de calidad. Afortunadamente, ahora este tipo de cosas son la excepción y no la regla. De hecho, algunos de los mejores vinos blancos en el mundo son Chardonnay envejecidos en roble. El punto de referencia para este estilo – y de hecho para un Chardonnay en sí mismo – es seguramente el blanco de Borgoña. Los vinos más sencillos están etiquetados simplemente como “Bourgogne”, y a partir de ahí la calidad (y el precio) sube considerablemente. Los mejores ejemplos provendrán de la Côte de Beaune, desde los sitios viñedos como Corton, Corton-Charlemagne, Puligny-Montrachet y Montrachet.

Hoy, Australia está elaborando algunos vinos muy buenos en este estilo. Tenemos el Lake’s Folly Chardonnay de la región de Hunter Valley, o el Pierro Chardonnay de Margaret River. Otro ejemplo sorprendente es el Staete Landt Chardonnay de Marlborough en Nueva Zelanda – mejor conocido por sus vinos Sauvignon Blanc, sin duda, aunque este es un valiente ejemplo de lo que pueden hacer allí! En los EEUU, en la región de Livermore Valley, también se producen algunos Chardonnay de alta reputación.

Chardonnay ligero y fresco

El punto de referencia para este estilo también viene de Borgoña, en Francia, aunque de una subregión distinta: Chablis. Chablis es 100% Chardonnay, con características de acero y un perfil de sabor muy limpio y refrescante. No hay envejecimiento de roble, por lo que el aroma y el sabor de la fruta en sí vienen a primeras. Otras regiones que producen Chardonnay en un estilo algo similar son algunas partes de Nueva Zelanda, y en España tenemos nuestro famoso Enate Chardonnay 234 de la zona de Somontano, uno de los mejores vinos blancos jóvenes de España.

Chardonnay espumoso

¿Sabías que la uva Chardonnay es una de las tres variedades clásicas de elaboración del Champagne? La mayoría de los champán son una mezcla de Chardonnay con las uvas tintas Pinot Noir y Pinot Meunier, por lo que la mayoría de champán tiene al menos algo de Chardonnay. La más auténtica expresión de Chardonnay en los vinos espumosos de Champagne, sin embargo, es seguramente el Champagne Blanc de Blancs. Este estilo es un champán blanco hecho de 100% Chardonnay y es altamente refinado y elegante. Las uvas de estos Blanc de Blancs tienden a provenir de los principales lugares de las subregiones de Côte des Blancs y Côte de Sézanne. En términos generales, el Champagne Blanc de Blancs es de muy alta calidad – es difícil encontrar un mal ejemplo. Algunos de nuestros favoritos son el Ruinart Blanc de Blancs y el Esprit de Giraud Blanc de Blancs.